Sergio Morales
Gerente General Adexus

Metamorfosis digital: ¿desafío u oportunidad?

Chile Perú

La Transformación Digital es un concepto del cual hemos venido escuchando en años recientes con mucha frecuencia. La importancia de asumirla como un factor central en la manera de abordar los desafíos corporativos en un mundo cuyo centro cada día está más vinculado a la tecnología, cobra mayor sentido que nunca.

Los recursos financieros hace mucho tiempo dejaron de ser la única base de la riqueza. Actualmente los verdaderos protagonistas son los datos, la información y la capacidad de las empresas de unirse a la vanguardia de las tecnologías disruptivas para mantenerse vigentes en una economía que dejó de tener fronteras y dio paso a una economía digital global

Es justamente esta transformación la que debemos asumir como una verdadera metamorfosis desde el corazón de la organización para dirigir los esfuerzos hacia una etapa más adulta de la empresa. Porque no se trata solamente de automatizar procesos, de añadir un componente digital en nuestra cadena de distribución o hacer más eficiente la relación con nuestros clientes gracias a la tecnología. Como empresas, debemos ser capaces de entender que no es un cambio simplemente cosmético, sino que responde a una necesidad concreta de trabajar con una mentalidad diferente: una que apunte a una nueva forma de vincularnos con un entorno cada día más inmediato, interconectado, exigente y global.

¿Cómo logro una mejor relación con mis proveedores? ¿Cómo me adapto a una nueva generación de clientes que compran de forma remota? ¿De qué manera fortalezco los lazos con el capital humano que da vida a mi empresa? ¿Qué hago con la cantidad de datos que hoy maneja mi empresa? ¿Cuántas capas de seguridad puedo añadir para proteger la información sensible que se maneja diariamente a nivel interno? Cada una de estas respuestas puede -y debe- ser abordada desde la digitalización, incorporando esta variable en nuestro ADN corporativo. Este fue justamente el contenido que dio vida al Adexus Day 2018, en el que se habló de la metamorfosis digital que las empresas deben vivir en todas las capas de la organización de cara a instalarse en el mundo de hoy, y en esa línea, cómo están trabajando algunas de las principales empresas chilenas.

 

El año 2020 será clave para ver qué tan profundos han sido estos cambios. Según datos entregados por IDC, el 10% de todas las iniciativas relacionadas con la Transformación Digital y el 60% de todos los esfuerzos efectivos de Internet de las Cosas usarán capacidades cognitivas o lo que conocemos como Inteligencia Artificial. Además, el 40% de las 3.000 principales empresas latinoamericanas verán que la mayoría de sus negocios dependen de su capacidad para crear productos, servicios y experiencias mejoradas digitalmente.

Con estos antecedentes, y con el 2020 a la vuelta de la esquina, debemos dejar la resistencia a esta metamorfosis. Atrevernos a asumir este cambio profundo de piel nos permitirá mantener la competitividad que demandan los negocios actualmente y perfilarnos como compañías realmente preparadas para asumir los desafíos futuros, con impactos positivos en nuestra productividad y con herramientas concretas que permitirán a Chile vencer los obstáculos económicos hasta convertirnos en un país desarrollado. Tenemos una gran oportunidad por delante y debemos saber aprovecharla.